Reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero del transporte marítimo: 10 años de normas obligatorias

0
246
Ilustración: OMI

La Organización Marítima Internacional (OMI) ha marcado una década de acción para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero del transporte marítimo, desde que el 15 de julio de 2011 se adoptó el primer conjunto de medidas internacionales obligatorias para mejorar la eficiencia energética de los buques, como parte de la Convención Internacional para la Prevención de la contaminación por los buques (MARPOL).

Para apoyar la implementación de las medidas y fomentar la innovación, la OMI ha estado implementando un programa integral de desarrollo de capacidades y asistencia técnica, que incluye una variedad de proyectos globales. Estos incluyen el proyecto GEF-UNP-IMO GloMEEP (ahora concluido), la red global de centros de cooperación en tecnología marítima financiada por la Unión Europea (proyecto GMN), el proyecto IMO-Norway GreenVoyage2050 y el proyecto GHG SMART IMO-República de Corea. 

El secretario general de la OMI, Kitack Lim, dijo: «En julio de 2011, se adoptó el primer conjunto de medidas obligatorias para mejorar la eficiencia energética de los barcos de nueva construcción, cambiando fundamentalmente la línea de base para el desempeño de la flota global entrante en términos de reducción de emisiones. El ritmo del trabajo regulatorio para abordar las emisiones de GEI del transporte marítimo ha continuado en el marco de la estrategia inicial de la OMI para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero del transporte marítimo y, más recientemente, con la adopción de nuevas medidas claves a corto plazo destinadas a reducir la intensidad de carbono de todos los barcos, ya sean de nueva construcción y ya existentes, mediante al menos un 40% para 2030, en comparación con la línea de base de 2008, de acuerdo con las ambiciones de la estrategia inicial».

2021 marca una década de acción desde que la OMI adoptó el primer conjunto de medidas obligatorias de eficiencia energética para los barcos.

«El paquete de medidas obligatorias combinado con el apoyo a la implementación coloca a la navegación en el camino hacia la descarbonización. Hay más trabajo por hacer, pero tenemos bases sólidas, lo que está contribuyendo a la lucha global contra el cambio climático», dijo Lim.

La OMI ha publicado una infografía en la que se describen los pasos clave de apoyo regulatorio y de implementación. Puede descargar una versión de alta resolución de esta infografía haciendo clic en ella y luego guardando el archivo.  Abordar el cambio climático: una década de acción para reducir las emisiones de GEI del transporte marítimo.

Regulaciones para reducir las emisiones de los barcos

La cuestión del control de la contaminación del aire de los barcos, en particular los gases nocivos de los escapes de los barcos, se debatió en la OMI ya en la década de 1970, pero atrajo más atención en 1988 cuando el Comité de Protección del Medio Marino (MEPC) acordó incluir la cuestión contaminación en su programa de trabajo. En 1991, la OMI adoptó la Resolución A.719 (17) de la Asamblea sobre la prevención de la contaminación del aire por los buques. La Resolución instaba al MEPC a preparar un nuevo proyecto de Anexo al MARPOL sobre prevención de la contaminación del aire.

El Protocolo de Kyoto, que fue adoptado en diciembre de 1997, fue un paso importante en la lucha contra el cambio climático. Se pone en acción la  Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático  comprometiendo a los países industrializados y las economías en transición para limitar y reducir los gases de las emisiones de efecto invernadero (GEI), de acuerdo con los objetivos individuales acordados.

En respuesta a ello, ese año en la Conferencia MARPOL de 1997, la OMI adoptó el Anexo VI de MARPOL sobre regulaciones para la prevención de la contaminación del aire por los barcos. Esta resolución invitaba al MEPC a considerar qué estrategias de reducción de CO2 podrían ser factibles a la luz de la relación entre el CO2 y otros contaminantes atmosféricos y marinos. La resolución también invitó a la OMI, en cooperación con la CMNUCC, a realizar un estudio de las emisiones de CO2 de los barcos con el fin de establecer la cantidad y el porcentaje relativo de las emisiones de CO2 de los barcos como parte del inventario mundial de emisiones de CO2.

El MEPC desarrolló medidas operativas y técnicas y la OMI acordó incluir un nuevo capítulo sobre «eficiencia energética» en el Anexo VI de MARPOL.

El 15 de julio de 2011, las Partes del Anexo VI del MARPOL adoptaron reglamentos obligatorios de eficiencia energética para buques: Índice de diseño de eficiencia energética (EEDI) para buques nuevos, Plan de gestión de eficiencia energética de buques (SEEMP) para todos los buques.

Esto representó el primer conjunto de medidas de eficiencia energética obligatorias para cualquier sector del transporte.

Desde su adopción, se han adoptado nuevas modificaciones para reforzar los requisitos del EEDI, en particular para determinados tipos de buques.

En 2016, la OMI adoptó el Sistema de recopilación de datos (DCS) obligatorio de la OMI para que los barcos recopilen y notifiquen datos sobre el consumo de fueloil de los barcos de más de 5000 gt. La recopilación de datos del primer año calendario se completó en 2019.

En abril de 2018, la OMI adoptó la Estrategia inicial sobre la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero del transporte marítimo, un marco de políticas que establece ambiciones clave, incluidas las emisiones anuales de gases de efecto invernadero del transporte marítimo internacional al menos a la mitad para 2050, en comparación con su nivel en 2008, y dirigido hacia la eliminación gradual de las emisiones de GEI del transporte marítimo para completar lo antes posible en este siglo, como también,  la reducción de la intensidad de carbono del transporte marítimo internacional (para reducir las emisiones de CO2 por trabajo de transporte), como promedio en el transporte marítimo internacional, en al menos un 40% para 2030, siguiendo esfuerzos hacia el 70% para 2050, en comparación con 2008.

La estrategia inicial incluye el compromiso de evaluar los impactos en los Estados (en particular, los países menos adelantados (PMA) y los pequeños Estados insulares en desarrollo (PEID)) de cualquier medida propuesta para su adopción.

La estrategia inicial de GEI se revisará para 2023.

En junio de 2021, la OMI adoptó medidas clave a corto plazo destinadas a reducir la intensidad de carbono de todos los barcos en al menos un 40% para 2030, en línea con las ambiciones establecidas en la Estrategia inicial de la OMI.

Estas medidas combinan enfoques técnicos y operativos para mejorar la eficiencia energética de los buques. Todos los barcos tendrán que calcular su Índice de Eficiencia Energética de Buques Existentes (EEXI) y los barcos de más de 5.000 gt establecerán su indicador de intensidad de carbono operativa (CII) anual y su calificación CII.

En otras palabras, los barcos obtendrán una calificación de su eficiencia energética (A, B, C, D, E) donde A es la mejor.Esta es la primera vez que la OMI ha establecido un sistema de clasificación formal para los buques. Esto envía una fuerte señal al mercado: se alienta a las administraciones, autoridades portuarias y otras partes interesadas, según corresponda, a proporcionar incentivos a los buques clasificados como A o B. Un barco clasificado como D durante tres años consecutivos, o E, debe presentar plan de acción, para mostrar cómo se lograría el índice requerido (C o superior).

El Anexo VI del MARPOL tiene 100 Partes, que representan el 96,65% del transporte marítimo mercante mundial por tonelaje.

Soporte para la implementación

Las medidas obligatorias de la OMI están respaldadas por la creación de capacidades, la asistencia técnica y la cooperación tecnológica.

El transporte marítimo necesitará nuevas tecnologías, nuevos combustibles e innovación para cumplir los objetivos de GEI. Es necesario invertir en I + D, infraestructura y ensayos.

Varios proyectos ejecutados por la OMI se centran en ayudar a los países en desarrollo a implementar las medidas de eficiencia energética del Anexo VI del MARPOL y promover las pruebas y la capacitación.

Algunos ejemplos incluyen:

El Proyecto de Eficiencia Energética Marítima Global GEF-PNUD-OMI (GloMEEP) que ayudó a varios países piloto líderes a iniciar reformas legales, políticas e institucionales y desarrollar la capacidad relacionada para comenzar a implementar el Anexo VI de MARPOL a nivel nacional.

El proyecto Global Maritime Technology Cooperation Centre Network (GMN) financiado por la Unión Europea ha establecido cinco centros regionales de excelencia y varios proyectos piloto están en curso. Uno en el Pacífico instaló paneles solares en un ferry, lo que generó un ahorro de combustible del 32% en operación y una reducción del 87% en las emisiones de GEI en el ancla. Otros ejemplos incluyen la recopilación y análisis de datos sobre el consumo de combustible de los buques; ayudar a mejorar la optimización del asiento del barco; desarrollar evaluaciones de necesidades tecnológicas; y realización de auditorías energéticas portuarias. Los datos de los proyectos piloto se comparten para facilitar la ampliación y la implementación en otros lugares.

La Alianza Global de la Industria (GIA) para respaldar el envío con bajas emisiones de carbono ha desarrollado una guía Just-in-Time. Vea el video de animación https://greenvoyage2050.imo.org/video-library/

La GIA ha lanzado un curso de aprendizaje electrónico de acceso gratuito dirigido a la gente de mar y cualquier persona interesada en este aspecto del transporte marítimo. Acceda al curso aquí: https://greenvoyage2050.imo.org/e-learning/  Curso: Curso de introducción a la operación de barcos con eficiencia energética (unccelearn.org) pretende ser un primer vistazo de cómo se pueden abordar las emisiones de GEI de los buques.

El proyecto GreenVoyage2050 ha lanzado un paquete de talleres sobre ‘Combustibles alternativos y portadores de energía para el transporte marítimo’ – Descargar aquí – Paquetes de talleres: https://greenvoyage2050.imo.org/workshop-packages/

El proyecto GHG SMART está ayudando a los países menos adelantados y los pequeños Estados insulares en desarrollo en sus esfuerzos de creación de capacidad a través de cursos de formación durante un período de cuatro años. 

Lista actual de proyectos de acción climática de la OMI

Proyecto GreenVoyage2050 de OMI-Noruega https://greenvoyage2050.imo.org/

Alianza Global de la Industria (GIA) para apoyar el envío con bajas emisiones de carbono https://greenvoyage2050.imo.org/about-the-gia/

Proyecto GMN (Red Marítima Global de Centros de Cooperación de Tecnología Marítima) de la OMI-Unión Europea https://gmn.imo.org/

Proyecto GloFouling GEF-PNUD-IMO que aborda el problema del ensuciamiento del casco que contribuye a las emisiones de GEI https://www.glofouling.imo.org/

Alianza Global de la Industria (GIA) para la Bioseguridad Marina https://www.glofouling.imo.org/gia

Proyecto GHG-SMART de la OMI-República de Corea https://www.imo.org/en/MediaCentre/PressBriefings/pages/39-GHG-SMART-.aspx 

Mesa redonda IMO-EBRD-World Bank FIN-SMART – codirigida por la OMI, el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo y el Banco Mundial https://www.imo.org/en/MediaCentre/Pages/WhatsNew-1579.aspx

La OMI y el Foro Marítimo de Innovación de Emisiones Cero y Bajo del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) en septiembre de 2021 https://www.imo.org/en/MediaCentre/Pages/WhatsNew-1558.aspx

Proyecto de emisiones de transporte marítimo de Asia de la OMI-Alemania (conocido como Blue Solutions Project) para reducir las emisiones del transporte marítimo en Asia

OMI-Singapur NextGEN https://www.imo.org/en/MediaCentre/PressBriefings/pages/NextGEN-project.aspx

Fuente: OMI